Home

Día Internacional de la Mujer Promoviendo la alimentación saludable

En el Día Internacional de la Mujer el PMA resalta las labores de las mujeres para alcanzar el Segundo ODS es decir acabar con el hambre antes del 2030.



Compromiso y trabajo son las principales herramientas que Angie ha puesto a disposición de su comunidad para promover una alimentación saludable y rica en hierro.

Angie Jazmín Yamunaqué (22) vive en Sechura (Piura) y es un referente en Tajamar – su comunidad – donde habitan cerca de 300 familias. En el 2016, Angie estaba embrazada y recibió la visita de una promotora comunitaria quien le enseñó paso a paso cómo debía cuidar su alimentación durante su gestación para evitar que su niño, Esleiter Jesús, tenga anemia, enfermedad que perjudica la capacidad intelectual, de aprendizaje y que tiene un impacto directo en el desarrollo de los países. 

La joven siguió paso a paso sus recomendaciones y se alimentó saludablemente. Aprendió la importancia de comer alimentos ricos en hierro como sangrecita, hígado, pescado y carnes rojas. “Las promotoras comunitarias que me visitaban me explicaban la importancia de evitar la anemia durante mi embarazo. Mi pequeño Esleiter en unos pocos meses cumplirá 3 años y siempre trato de darle la mejor alimentación, para que pueda ser un niño sin anemia, sano y que tenga buenos resultados en la escuela, al igual que todos los niños y niñas de mi comunidad”, indica Angie.

Reproducir vídeo

Por una alimentación saludable

Debido al compromiso que tuvo Angie fue invitada en el 2017 a formar parte del grupo de promotoras comunitarias del Proyecto de Promoción de la Seguridad Alimentaria y Nutricional (Prosan) implementado por el Programa Mundial de Alimentos (PMA) de las Naciones Unidas y por el Fondo Social del Proyecto Integral Bayóvar (Fospibay).

La joven sechurana inició sus labores en el 2017 como promotora comunitaria y hacía seguimiento a siete (7) menores para ayudarlos a salir de la anemia. 

Debido a su buen desempeño actualmente acompaña a 21 menores de 3 años. En pocos meses ha logrado que 17 ya no tengan la enfermedad, pero no sólo eso, incentiva a las familias para continuar los esfuerzos.

“En mi comunidad debe existir mayor compromiso de los padres porque se cree que sólo las madres son responsables de la alimentación de los hijos y eso es un error. La decisión de acabar con la anemia y estar sanos es una decisión conjunta. Siempre recomiendo a las familias una alimentación saludable y responsable en sus casas porque los niños y niñas son el futuro del país”, finaliza Angie.